Mario Arana, aspirante a un doctorado en Economía, es el responsable técnico de la coordinación del Programa de la Reducción de la Pobreza que ejecuta la Secretaría Técnica de la Presidencia de la República.

A su juicio, en gran parte, la importancia que se le ha adjudicado a este programa para el ingreso a la propuesta HIPC, radica en que la comunidad internacional reconoce que este tipo de programa debe acompañar el crecimiento económico.

"Un programa de ajuste y una dinámica económica por sí solos no es suficiente, sino que debe ser complementada con otros factores, en este caso explícitamente una pequeña reducción de pobreza", afirma

¿En qué fase está el programa?

Es un documento interino, ha pasado a través de varias etapas: diagnóstico, consulta del mismo, lineamientos que respondan a esa problemática, metas y programas también consultadas, y ahora un documento del conjunto que profundiza en cada uno de estos acápites y añade nuevos elementos. Va más allá de lo que se espera de un documento interino.

Formalmente, el Consejo Nacional de Planificación Económica Social (Conpes) ha sido la instancia de consulta, también ha habido otros sectores consultados, tanto expertos internacionales como la misma comunidad internacional que tenemos acá.

También se ha ido a trabajar con los secretarios departamentales y los alcaldes de una manera directa, y hemos empezado un proceso de consulta territorial. Pero en la medida que nos vamos acercando al documento final, estaremos consultando a nivel territorial, fundamentalmente con líderes del campo político, las ONG, autoridades locales en general.

Quisiéramos tener el documento terminado en enero o febrero del próximo año. Terminamos el documento interino en agosto y desde entonces comenzamos a trabajar en la fase final, áreas que nos hacen falta fortalecer, el mismo proceso de consulta local, trabajar un poco más en varios temas.

¿Cuáles serían las principales metas a seguir a través de este programa?

Hemos hablado de que queremos reducir la pobreza extrema en 25% desde el 2000 hasta el 2005, reducir la mortalidad materna y la mortalidad infantil, aumentar la tasa neta de escolarización en este período a 85% de 75% que la tenemos en la actualidad, reducir la tasa de desnutrición que anda por el 18% a 17% en el período, incidir en los niveles de alfabetización y mayor cobertura de servicios públicos.

Además queremos una tasa de crecimiento económico del 5.5%, mantener una estabilidad macro económica, o sea que la inflación se acerque cada vez a la inflación internacional; es clave el aumento per cápita de la población y mejorar la protección al grupo mineral.

¿Existen las condiciones reales para llevar a cabo este programa?

Yo diría que sí. Esta propuesta va acompañada de una estrategia de comunicación social más intensa, de una estrategia de involucramiento en el seguimiento a una cantidad importante de instituciones y de sectores, de un programa de divulgación y capacitación sobre el mapa de pobreza, por ejemplo.

Las metas tienen un fuerte acento en la parte social. La parte productiva está englobada en el concepto de la reducción de la pobreza extrema, porque toda reducción de pobreza está muy vinculada al tema del ingreso y éste al tema del crecimiento.

En la parte social hay acciones importantes para el Ministerio de Educación, Ministerio de Salud, Enacal, Fise. Y en la parte del crecimiento tendrán un rol muy importante, el Instituto de Desarrollo Rural, el Instituto de la Pequeña y Mediana Empresa, el Programa de Competitividad y el Inifom.

¿Los costos de dónde saldrán?

Lo que estamos diciendo en la estrategia es que en los próximos tres años se van a invertir en gastos de capital mil 100 millones de dólares aproximadamente. Esta es inversión que hemos separado del resto y la hemos clasificado de acuerdo a los pilares, para permitirnos un mejor análisis de qué estamos invirtiendo y dónde.

Adicionalmente a eso están los gastos corrientes de instituciones como la que mencionaba que están muy focalizadas en la mayor parte de sus acciones en los sectores pobres.

En la Secretaría manejaremos algunos recursos que ayudarán a todos los programas asociados a toda esta estrategia. Tendremos unos recursos del BID, alrededor de unos 10 millones de dólares, una buena parte de ellos será para inversión a nivel territorial y para comprobar vía proyecto piloto el modelo que podríamos implementar a nivel territorial.

El Banco Mundial va a entrar con algunos recursos, lo que llaman el Programa "Crédito para apoyo a la implementación de la estrategia". Más allá de eso están todas las instituciones del país involucradas en esta estrategia, que suman los mil 100 millones de gastos de capital más los gastos corrientes de esas instituciones.

¿Cuáles son las expectativas al primer año de implementarse este programa?

Por ejemplo, aparte de reducir la pobreza, esperamos en el 2001 incrementar el gasto gubernamental para la reducción de pobreza del 53% al 62% del presupuesto público; aumentar la tasa neta de escolarización del 76.6% al 78.2%; cumplir con el programa económico, un conjunto de acciones políticas; se deberían haber completado un conjunto de privatizaciones, tener una ley fungiendo para lo que es el Seguro de Depósitos Bancarios.

¿El diagnóstico actual qué datos revela con relación a extrema pobreza?

Básicamente 18% de la población es afectada por pobreza extrema, esto es mayor en el sector rural, cuidado que casi el doble; eso equivale a unas 830 mil personas.

Hay varios programas de nueva generación. La Red de Protección Social es dar transferencias directas a la familia para que mantenga a los hijos por lo menos hasta cuarto grado y se le da un bono para que lleven a los muchachos a vacunar y que estén en las condiciones más sanas posibles.

Se está trabajando a nivel de piloto ahorita y llegará a unas 10 mil familias, pero la idea es que lo podamos generalizar a las 50 ó 60 mil familias, que son los pobres extremos en este país. También se está pensando en cómo mejorar la economía de patio de esta gente, lo que va a mejorar la nutrición de las familias y a la larga les permitirá ahorrar un poco de dinero.

En las zonas urbanas se quiere estimular las pequeñas y medianas empresas, y lidiar con los problemas de los barrios marginales; por ello se está negociando con el BID un programa de 30-40 millones de dólares; la red también se está negociando con el BID por unos 15 millones de dólares, pero la idea es que en el futuro haya otros donantes.

En caso de no cumplir con fechas, ¿qué trastornos habría en la estrategia?

Realmente no hemos discutido esa parte. Normalmente uno negocia con los organismos multilaterales, uno trata de encontrar una explicación al problema, uno se compromete a resolverlo.

Si el país luce como que ya abandonó el programa, ese país está en problemas, seguramente los recursos de la HIPC no van a fluir, etc. Va a ser bien importante para Nicaragua tener bien claro dónde va a invertir los recursos de la HIPC y darle un seguimiento estrecho.

Tenemos que dar evidencia clara de que no estamos abandonando el programa económico y de reducción de pobreza con el cual nos hemos comprometido con el FMI y el BM.

Seguramente habrán problemas en el camino, pero uno se sienta, negocia, lo discute, ve cómo se enmienda y normalmente sobre esa base se sigue trabajando con los multilaterales.

 

Se ha constituido en la meta a la que aspiran llegar los países HIPC. De acuerdo con el Banco Central de Nicaragua (BCN), una vez alcanzado el punto de decisión, Nicaragua podría estar alcanzando su punto de conclusión en el 2002.

Otras estimaciones independientes, lo calculan para el 2003. No obstante varias son las condiciones que Nicaragua tendrá que cumplir previo a su llegada al punto de conclusión. Según un informe del BCN, las principales condiciones se resumen en los siguientes puntos:

  • Mantener la estabilidad económica, medida bajo acuerdo en el programa PRGF (Poverty Reduction and Grow Facility, anteriormente conocido como ESAF.
  • Preparar documento de Estrategia de Reducción de la Pobreza, la cual debe ser implementada al menos por un año.
  • Implementación de las siguientes medidas estructurales y de reducción de pobreza:
  • Desarrollo del capital humano y protección social
  • Aprobar e implementar ley de autonomía escolar satisfactoria
  • Aprobar e implementar ley general de salud satisfactoria con su correspondiente reglamento.
  • Adoptar un plan de acción para introducir un programa de protección social efectivo, basado en los resultados del programa piloto en el 2000.

Gobernabilidad

  • Promulgar y avanzar en la implementación de una ley de servicio civil satisfactoria para reducir la interferencia política en decisiones que afectan el servicio civil, tales como la contratación y despido de personal.
  • Introducir un sistema satisfactorio de administración e inspección de las adquisiciones del sector público.
  • Progresar en la implementación de un plan satisfactorio para fortalecer y mejorar la eficiencia de la Contraloría General de la República.
  • Aprobar ley de procedimiento penal y ley de Ministerio Público e iniciar programas de entrenamiento y preparación técnica para su implementación

Reforma al seguro social

  • Introducir un sistema satisfactorio de pensiones financiado por cuentas individuales administradas por empresas del sector privado.
  • Fortalecimiento del sector financiero
  • Aprobar e implementar una ley satisfactoria de garantía de los depósitos bancarios.

Privatización

  • Privatizar todas las unidades de generación y distribución de ENEL y vender las acciones restantes de ENITEL que posee el gobierno.

 

 

¿Entrará Nicaragua o tomará otro rumbo?

La HIPC: ¿remedio o purgante?

"No hemos condicionado la HIPC a razones políticas"

"Pedimos el 100% de la condonación de la deuda"

 

 

©2000 Fundación internacional para el desafío económico global