La lucha por el trono

El Euro arranca

Por Kattya Sedó

kattya@elobservadoreconomico.com

Año nuevo, moneda nueva. Este fue uno de los regalitos que les esperaban a 300 millones de europeos, en 12 países, quienes con el inicio del nuevo año, llenaron sus bolsillos con nuevos billetes. El sueño de quienes promovieron la integración de la Unión Económica y Monetaria, es que algún día se puedan recorrer todos los rincones del mundo con esta moneda y sea tan aceptado como el dólar. De acuerdo con José María Aznar, presidente del Gobierno de España, quien actualmente tiene la presidencia de la Unión Europea, esa moneda común constituye uno de los mayores logros de la integración europea.

¿Qué dicen los pronósticos?

El futuro del euro como moneda de referencia aún es incierto. El dólar sigue manteniendo su fortaleza, pese al debilitamiento de la economía estadounidense, que ya venía observándose desde mediados de 2000 y que se pronunció aún más después de los atentados del 11 de septiembre. Esta situación fue favorecida, en parte, por el repunte en los precios del petróleo, así como por el convencimiento de muchos expertos de que Estados Unidos superará la crisis actual mejor que Europa.

Adicionalmente, se considera que el euro es aún muy joven e inmaduro. Para muchos analistas, no ha sido lo suficientemente probado como el dólar y ni siquiera como otras de las monedas que el mismo euro está reemplazando, tales como el marco alemán o el franco francés.

Se dice que la mayor prueba vendrá cuando la recesión golpeé partes de la zona del euro y el Banco Central Europeo, máxima autoridad monetaria, tenga que definir políticas diferentes e inclusive contradictorias para los diferentes países. Lo que es bueno para Alemania, puede que no lo sea para Grecia, comentaba un analista internacional.

No obstante, los expertos más optimistas auguran una consolidación del euro. Según ellos, existen tres principales razones para esto. Primero, la zona europea sufre un deterioro más liviano que Estados Unidos; segundo, la Unión Europea es ahora una realidad en el contexto mundial, comparable en población y Producto Interno Bruto al de Estados Unidos; y, tercero, el euro pasó a ser una realidad palpable desde el 1 de enero del 2002.

Los beneficios

En los países de la Unión Económica y Monetaria, el euro supone un plus de seguridad y ahorro para las empresas, que ya no tendrán que asegurar sus créditos porque, dentro de esta unión, ninguno de sus países miembros puede decretar una devaluación de forma unilateral, como sucedía en el pasado.Además, el seguro por cambio de moneda, que normalmente se registraba en la cuenta de gastos del estado de resultados de las sociedades, pasaría a ser historia, solo en caso que se contraten créditos en dólares, libras u otras divisas de referencia.

Además, existe la esperanza de que el euro producirá una completa transparencia de los precios, ya que se conocería cada céntimo del valor del mismo producto en los doce mercados de la Unión Económica y Monetaria. Muchos analistas consideran que esto animará la competencia y daría paso a un ajuste a la baja de precios.

Se espera también mayor estabilidad en los países de la zona, lo que se reflejaría en bajos tipos de interés, hipotecas baratas, créditos accesibles e incremento en los flujos de capital dentro de la eurozona, lo cuál también generaría mayores tasas de crecimiento.

Los salarios también se podrán comparar y tenderían a la uniformidad, aunque no a la igualdad, ya que esto dependerá de las diferencias en productividad, así como de las tasas impositivas de los diferentes países.

El euro, una realidad

El euro no es nuevo, este ha sido utilizado en transacciones electrónicas, para negocios internacionales y por los bancos desde 1999. Dinamarca, Reino Unido y Suecia decidieron, soberanamente, mantenerse al margen del euro, no obstante, algunos grandes almacenes de esos países ya han anunciado su decisión de admitir esa moneda.

Hay siete denominaciones en billetes. En un lado de los billetes se muestran ventanas y puertas, simbolizando el espíritu de apertura. En el otro lado, se presentan puentes, mostrando la cooperación entre las naciones europeas y el resto del mundo.

Las ocho monedas tienen un lado común y un lado para cada país. El lado común muestra el valor de la moneda.

Los países que comparten el euro son Austria, Bélgica, Finlandia, Francia, Alemania, Grecia, Irlanda, Italia, Luxemburgo, Holanda, Portugal y España.
De acuerdo con el calendario del euro, a partir del 28 de febrero del 2002, en esos países, todas las transacciones se pagarán en euros.

 

 

Las implicaciones del euro en América Latina

 

 


Regresar a la Página Principal


 

Copyright © 2002 El Observador Económico Managua,Nicaragua. Antiguo Hospital el Retiro 2c al lago
Teléfono: (505) 2668708-09. Fax: (505)2668711.

Publicación digital diseñada por César José Solís Blandón

 

 

 

 

 

 

 

 

Estesa: En cable su mejor señal

BDF: Para qué ir al banco ? Cuando puedes banquear desde tu casa!! 

Página Oficial de Joya de Nicaragua

Banexpo : "Crezca con nosotros"

Investa: Inversiones Estrátegicas S.A . Casa de Bolsa

Preselección Empresarial

Mansión Teodolinda

Suscríbase hoy mismo!


Unica publicación nacional con información y análisis actualizado del comportamiento de la situación social y los principales indicadores de la economía nacional e internacional

!Aproveche nuestras excelentes tarifas publicitarias!


 

»Indicadores Económicos

»Canasta Básica Nacional

 

 

Las Ventajas de Suscríbirse . !Haga Click Aquí!