Firme Nuestro Libro de Visitas y deje su Opinión Aquí

Nicaflies
La (nueva) fiebre del Oro en Nicaragua

Juan Carlos Ortega
juancarlos@elobservadoreconomico.com

“La exploración de oro es una actividad de muy alto riesgo”, explica Jorge Ganoza representante de la empresa exploradora de oro en Nicaragua, Radius Exploration. A la cabeza de esta compañía de capital canadiense, Ganoza relata la labor que desempeña en Nicaragua, y cómo ésta deja ganancias a la nación, aún bajo el riesgo de no encontrar yacimientos económicos de oro.

La exploración de oro tuvo una época muy fuerte en América Latina y en el resto del mundo durante la década de los ochenta, una época en la que Nicaragua estaba cerrada al capital extranjero. Mientras la mayoría de países de la región y de otras partes del mundo recibieron mucha exploración de oro, en este país no ocurría nada.

Pero la situación política de Nicaragua cambió en 1990. Nuevas políticas económicas abrieron las fronteras al capital privado. Esto permitió que 1993 llegaran las primeras empresas con tecnología moderna para la exploración de oro, “porque oro puede buscar cualquiera, pero la exploración de oro requiere de mucho capital, mucha tecnología y un esfuerzo sostenido”, asegura Ganoza. Y es justamente en ese año que iniciaron estos esfuerzos en Nicaragua, con la llegada de empresas australianas, canadienses, y norteamericanas, interesadas en la ejecución de proyectos de exploración.

“Es un período que va de 1993 a 1997”, manifiesta, pues en 1997 el panorama sufrió una transformación negativa al caer el precio internacional del oro. Cuando esto sucedió, las mayorías de empresas de exploración se quedaron sin financiamiento, recuperándose de esta situación hasta el año 2002, que se levantó el precio del metal precioso, y con ello “poco a poco empieza a haber más dinero disponible para las empresas exploradoras”, caracterizadas por su dependencia al capital proveniente de fondos de inversión.

Jorge Ganoza explica que el bajón del precio del oro, a mediados de los noventa, se dio porque el capital empezó a moverse a otro tipo de inversiones. La bolsa fue muy cotizada entre 1997 y 1999. Fueron años muy buenos para Wall Street, “años muy buenos para la inversión en papel. Los inversionistas, los fondos de inversión, los grandes grupos que mueven grandes capitales, agarraron su dinero y lo a colocaron en Nasdaq, en acciones de empresas tecnológicas, y se alejaron del oro, la plata, el platino”.

“En estos últimos años parte del problema del oro fue que muchos bancos empezaron a vender sus reservas”, dice. “De repente, mientras los bancos vendían oro, las acciones de empresas como Microsoft o los bonos del Tesoro Americano empezaron a subir de precio, y los bancos con esa liquidez compraban bonos del Tesoro Americano a treinta años, bajo la percepción de que era una inversión casi tan segura como el oro”.

Con esto el precio del oro empezó a bajar. La gente no quería oro, quería bonos, acciones.

Cambios

“Pero después, la situación económica (norte) americana se vuelve delicada: deudas, problemas de terrorismo, el dólar pierde fuerza ante el euro, el yen y el marco. Y si el dinero invertido es en dólares, y éste se está devaluando frente al euro y al resto de monedas, lo que queda es vender las acciones o los bonos y comprar oro de nuevo. Esto nos está ayudando. El inversionista busca diversificar su portafolio, y dentro de eso busca oro”.

De acuerdo a documentos de la Administración Nacional de Recursos Geológicos (ADGEO), adscrita al Ministerio de Fomento Industria y Comercio (MIFIC), la producción alcanzada durante el año 2002 fue de 129,511.71 onzas troy de oro, lo que significó un incremento del 4.91 por ciento con respecto al 2001. Sin embargo, 13,200 onzas troy son contabilizadas en la minería artesanal, una actividad que no deja ganancias al país, pues su producción se fuga por las fronteras.

En la actualidad cuatro empresas mineras trabajan en Nicaragua: Tritón Minera (que es la de mayor producción), Iberominas, GEM Co. de Nicaragua, y Desminic.

¿Cómo se hace la exploración?

“Hacemos trabajos ayudados con imágenes satelitales, con métodos geoquímicos, con métodos geofísicos, y ubicamos zonas. Una vez que ubicamos zonas prospectivas (porque tienen buena geología) nos ponemos la gorra y vamos al campo y empezamos a recorrerlas, tomando muestras de rocas y mandándolas a analizar a laboratorios para ver las cantidades de metal que hay en esas rocas, porque el oro rara vez es visible”. Pues según Ganoza, ellos buscan cantidades que son imperceptibles al ojo, y que sólo con métodos de laboratorio se pueden detectar.

Una vez que encuentran un lugar donde hay oro, la siguiente etapa es empezar a evaluar si esa ocurrencia de oro tiene potencial económico, lo que puede tomar “cinco años, diez años, dependiendo de la complejidad del yacimiento y su tamaño”, expone. “Una vez que determinas que has encontrado una cantidad de oro que es económico, ya pasa de manos de los geólogos (que somos nosotros) a los mineros”, que son quienes diseñan una mina en el yacimiento que hemos encontrado.

“Esta es una industria que está bien fragmentada. Normalmente los que son buenos para producir, son pésimos exploradores; nosotros los exploradores somos pésimos para producir”. Es así que a través del tiempo ha habido mucha especificación, dividiendo la labor en sectores de acción específicos.

“Nosotros, los exploradores, somos los primeros que entramos a jugar”, afirma. Pero no producen. Lo que hacen es crear una empresa y listarla en la bolsa, donde cada acción adquiere un precio, y de cuyas ventas sale el financiamiento.

Las empresas de extracción, por su parte, compran los yacimiento una vez descubiertos, en lo que se entiende como una concesión. “Nosotros cuando venimos acá le pedimos concesiones al estado, nos dan bloques de exploración en el territorio nacional por veinticinco años”, y de encontrarse yacimientos explotables, las mineras se encargan de ponerlos en producción ¿Quién gana?
Las concesiones de exploración son solicitadas al Ministerio de Fomento Industria y Comercio (MIFIC), y si la empresa llena requisitos de ley son adjudicadas. Cuando eso sucede, se debe pagar cada seis meses cierta cantidad de dinero por la concesión adquirida.

“Si encontramos un yacimiento grande, para que ambas partes salgan beneficiadas (el Estado y nosotros), es necesario movernos rápido y ponerlo a producir”, ya que el Estado gana por la concesión, y cuando ésta se convierte en mina y entra en producción, se pagan regalías de aproximadamente dos punto cinco por ciento de la producción bruta de la mina.

La rentabilidad de la minería dependerá de la calidad del yacimiento que se encuentre, “que por cierto, existen grandes riesgos. Es muy difícil encontrar un yacimiento económico de oro, y requiere de mucho dinero”, esclarece.

Radius Exploration

Radius Exploration tiene proyectos funcionando al sur de Siuna, en el área de Waslala, y en Río Blanco. En los próximos dos años invertirán más de cinco o seis millones de dólares en exploración, corriendo el riesgo de no tener éxito.

Radius Exploration empezó a explorar desde noviembre del 2002, y hasta la fecha ha logrado determinar por lo menos tres zonas de ocurrencia de oro. Ahora están en la fase de verificar si éstas son lo suficientemente grandes.
En Nicaragua existen operando tres minas: La Libertad, El Limón, y Bonanza. “Las tres, yo consideraría que son minas modernas, pero el potencial para encontrar nuevos yacimientos es muy grande”.


Oro, ¿refugio en tiempos de guerra?

Así titulaba la British Broadcastin Corporation el pasado 29 de marzo, y sobre esto Jorge Ganoza parece estar de acuerdo, pues opina que el oro, históricamente, ha sido una fuente de protección para el inversionista.

“Cuando tienes bonos de empresas que están vendiendo menos, cuando tienes acciones de empresas que no crecen al ritmo que esperabas, cuando hay incertidumbre, el oro es históricamente el refugio natural para el capital porque es un bien tangible y seguro”, revela Ganoza, agregando que el oro siempre estará allí, “no se oxida, no se corrompe. El oro se atesora”.

Minería y Medio Ambiente

“El problema de la minería es la mala imagen” que se ha ganado a lo largo de la historia, en cuanto a su relación con el medio ambiente, ya que según Jorge Ganoza, la minería moderna es una industria totalmente diferente, “es una industria que tiene conciencia ambiental y proyección social, ya que si no tenemos eso, no podemos tener una actividad sostenida. Y lo que buscamos nosotros es sostenibilidad”.

De acuerdo a Ganoza, si los grupos ambientalista “radicales” se tomaran el tiempo para investigar cómo es la actividad en la actualidad, verían que no es tan negra como la pintan.

Aún así, Ganoza no niega que la minería tenga mala reputación. “¡Y bien ganada!”, alega. “Hicimos cosas muy malas durante muchos años, y eso causó el colapso de la industria”, por lo que las empresas que continúan en el negocio “son las empresas que se han dado cuenta de que sin el respeto por el medio ambiente y sin el respeto por las comunidades donde se trabaja no puede haber actividad minera... trabajamos verdaderamente con proyección social y respeto hacia el medio ambiente”, asevera.

Sobre la actual ley de exploración y explotación de minas
“Nicaragua tiene una gran oportunidad, ya que cuenta con una buena ley minera, en comparación con los países vecinos. Nicaragua esta en ventaja al respecto. Tiene una ley que favorece a la inversión extranjera”.



¿Que piensa? - Opina en el Foro del Observador >>

Firme nuestro libro de visitas y deje su mensaje u opinión que nos ayuda a mejorar cada día >>

Regresar a la Página Principal


 

Copyright © 2003 El Observador Económico Managua,Nicaragua. Antiguo Hospital el Retiro 2c al lago
Teléfono: (505) 2668708-09. Fax: (505)2668711.

Publicación digital diseñada por César Solís

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Banco Central de Nicaragua

Banco Caley Dagnall

Investa: Inversiones Estrátegicas S.A . Casa de Bolsa

Preselección Empresarial

Budget Rent a Car

 Página Oficial de Joya de Nicaragua

 
weather.com/espanol
Ingrese una Ciudad:
Suscríbase hoy mismo!


Unica publicación nacional con información y análisis actualizado del comportamiento de la situación social y los principales indicadores de la economía nacional e internacional

!Aproveche nuestras excelentes tarifas publicitarias!