Actualidad
Bolsa de Valores
Centroamérica
Créditos
Editorial
Foro
Informe Económico
Dinero
Libro de Visitas
Negocios
Suscripción
Tendencias
Turismo
 
 
 
Entrevista con Mauricio Gómez Lacayo, Viceministro-Secretario de la Secretaría de Relaciones Económicas y Cooperación del Ministerio de Relaciones Exteriores.
“Estamos trabajando por una mejor coordinación con la cooperación”
Versión para imprimir
Comente este tema en los Foros
 

Las consultorías y lacooperación internacional van de la mano.
Muchos préstamos o donaciones que llegan al país requieren de la contratación de consultores internacionales o nacionales para llevarse a cabo. Según el Ministerio de Relaciones Exteriores, sólo el 13% ó 17% de las donaciones recibidas no son atadas, es decir, que no presentan requisito alguno para su ejecución. Generalmente los países que envían donaciones y hacen préstamos atados exigen a los países receptores la compra de productos, bienes y/o servicios provenientes de esos mismos países. Por esto, la contratación de consultores norteamericanos, europeos y de otras nacionalidades no es una excepción.

Para Gómez esta práctica debe de analizarse en base a resultados “Si la adquisición de bienes y servicios son aplicables a la implementación
del proyecto de cooperación, de manera que genere un valor agregado como la transferencia de tecnología y conocimiento hacia el país, estaríamos entonces recibiendo un beneficio de la cooperación. Sin embargo, hay también casos, sobretodo cuando se hacen estudios sobre temas que ya se han investigado anteriormente, en los que muchas veces los que conocen más a fondo la temática son aquellos que están ahí en el lugar, los expertos nuestros, los nicaragüenses”.

En ocasiones, los fondos destinados a proyectos de cooperacióncausan divergencias entre donantes e instituciones ejecutoras, dada las brechas presupuestarias y salariales.

“Muchas veces ha sucedido que, por la metodología y filosofía de la cooperación y la forma en que se concretan los proyectos, se definen unidades ejecutoras independientes que a veces tienen mayor presupuesto que las instituciones que tutelan esos proyectos.” Según Gómez, esta situación es contraproducente y, “en vez de convertirse en un esquema de apoyo, se convierte en un factor de distorsión, porque en lugar de ayudar al fortalecimiento de la institución, está compitiendo con ella. Los salarios que ganan los que trabajan en esos proyectos son, en algunos casos, cinco veces más de lo que ganan los funcionarios de las instituciones”.

Uno de los mayores obstáculos que Gómez señala en relación al quehacer de la cooperación internacional, es el alto costo administrativo que conlleva la ejecución de los 550 proyectos que actualmente están funcionando en el país. Para Gómez, el problema emerge cuando estos proyectos se subdividen y rami- fican en otros programas o proyectos, lo cual incrementa de forma rápida estos costos y, como resultado, el beneficiario final es el que menos recibe. “Los recursos muchas veces se quedan en las tuberías y es por eso que estamos trabajando por una mejor coordinación con la cooperación. Para esto, se necesita un liderazgo y una posición fuerte en el país, de mucho profesionalismo, capacitación y dignidad”, asegura el funcionario.

Entre los planes de trabajo del Ministerio está el de armonizar y articular mejor la actividad de la cooperación, de modo que haya una coordinación directa entre los países donantes y las necesidades de Nicaragua. Para esto, Nicaragua ha participado en encuentros internacionales en México e Italia, en los que se han planteado preocupaciones acerca de la eficiencia y eficacia de la cooperación. A partir del próximo año se espera trabajar junto unas nueve fuentes de cooperación en un esquema bajo el cual los
recursos donados entrarán directamente al régimen presupuestario, sin pasar por intermediarios. Es decir, que las instituciones nacionales serían las receptoras y ejecutoras de esos recursos, a fin de concertar acciones bajo una programación plurianual, con indicadores, metas y logros que puedan evaluarse año con año.

Para lograrlo, hace falta capacitar las instituciones nacionales, transparencia en el proceso de distribución de los recursos y su ejecución en el presupuesto nacional, y creación de mecanismos efectivos de auditoria y evaluación desde diversas entidades y sectores de la sociedad.

 
Comente este tema en los Foros
Regresar a la Página Principal

 

 

Tema Relacionado
Publicidad
 
 
Copyright © 2004 El Observador Económico Managua,Nicaragua. Antiguo Hospital el Retiro 2c al lago
Teléfono: (505) 2668708-09. Fax: (505)2668711.
Publicación digital diseñada por Nicadesign