31 de agosto de 2008 - Managua, Nicaragua


FotoIvonne Acevedo

La volatilidad en los precios del petróleo y la pérdida del poder adquisitivo de la población, influyen de forma directa en todos los patrones de consumo, por lo que el mercado de vehículos no es la excepción. Muchos vislumbran el retorno de los autos pequeños y compactos en lugar de las grandes camionetas.

A nivel mundial, al mes de junio, los fabricantes y distribuidores de marcas reconocidas han anunciado pérdidas de hasta 36% en sus niveles de venta, en comparación con el mismo período del año anterior, lo que en gran parte se atribuye a la desaceleración de la economía mundial.

De igual manera, el escenario mundial requiere de una respuesta más efectiva ante las nuevas necesidades de los consumidores, ya que a pesar de los enormes avances tecnológicos alcanzados en los últimos años, los automóviles siguen siendo importantes generadores de emisiones de gases que contribuyen al calentamiento global.

Nicaragua a la baja…



En nuestro país, de acuerdo con los datos preliminares de la Dirección General de Aduanas (DGA), en el primer trimestre del 2008, las importaciones de vehículos para carga alcanzaron US$ 24 millones y US$ 22 millones en vehículos para el transporte personal.

En total, la importación de bienes de capital para el transporte suma US$ 69 millones, lo que representa un incremento del 26% con respecto al año anterior.

De acuerdo con el Lic. Enrique Sandino, Gerente de Ventas de autos nuevos de Auto Nica S.A, casa distribuidora de la marca Toyota, la demanda ha disminuido levemente pero en general han logrado mantener el promedio de ventas durante este año. Los estilos más demandados han sido el Toyota Yaris por ser el carro más económico que ofertan y las camionetas Hilux por brindar mayor rendimiento en vehículos todo terreno, de cuatro cilindros.

Por su parte Oscar Fullerton, Vice Gerente General de Autolote El Chele, una de las casas más grandes de autos de segunda mano, asegura que la demanda de carros tanto nuevos como usados ha disminuido. Según sus estimaciones, en el 2006 se vendieron 13,500 vehículos, pero para el 2007 se registraron 8,000 aproximadamente.

En lo que respecta a autolotes, las estimaciones indican que durante el año pasado estos vendían mensualmente un promedio de 300 carros usados; sin embargo, para este año Fullerton calcula que las ventas han disminuido a la mitad, al igual que el número de autolotes. Para Autolote El Chele, el promedio de ventas es de 35 automóviles mensuales aproximadamente.

Para este año, las expectativas del sector son que la demanda se mantenga constante o disminuya levemente, debido entre otros factores, al aumento en los precios de los combustibles. Por tanto, aquellas personas que si pueden adquirir y han decidido comprar un auto, lo hacen en función del rendimiento del combustible. En ese sentido, las marcas de vehículos más populares para los nicaragüenses son: Hyundai, Toyota y Nissan, siendo los sedan los vehículos de mayor demanda.

Tiempos nuevos


Foto

Las condiciones económicas actuales, además de exigir innovaciones para ahorrar combustible, requieren de una respuesta efectiva para disminuir el impacto ambiental del transporte. Ante estas necesidades diversos fabricantes han optado por diseñar modelos de vehículos eléctricos e híbridos.

En los países desarrollados, los automóviles hídridos se han abierto mercado entre aquellos consumidores que consideran que el aspecto ambiental es relevante, sin embargo, en países como Nicaragua hay pocas posibilidades de vender carros híbridos o eléctricos ya que las tecnologías más limpias implican costos más elevados. De acuerdo con Sandino, las personas podrían adquirir dos carros normales por el precio de un híbrido, lo que incide en la demanda local.

Además de su elevado precio, Fullerto señaló que existe una barrera cultural, pues los países desarrollados tienen años mercadeando este tipo de productos, mientras que para los nicaragüenses éste es un tema relativamente nuevo.

Por el momento, en Nicaragua se espera que siga registrándose un boom de carros pequeños como el Suzuki Alto, Hyundai Ato o Kia Picanto, que proporcionan altos rendimiento de combustible.


Arriba     Imprimir     Enviar a un amigo     Comentar

Comentarios

Comentar
Nombre: *
Email: *
Comentarios: *
Verificación: *





 

  Blogs | El Observador (ver más)
Ante la cotidiana realidad de ser pobres
Gilda Charlotte Sánchez Padilla
Doble Motivo para Celebrar!!!
Juan Ignacio Martínez
¿Centellas de luz al final del túnel?
Alejandro Martínez Cuenca, PhD



Lo más escrito


Lo más leido Lo más comentado Lo más enviado