19 de noviembre de 2009 - Managua, Nicaragua


Otto Huelva

* Inversión pública ha disminuido; endeudamiento interno requiere monitoreo

El proyecto de Presupuesto General de la República 2010, que deberá ser aprobado por el plenario de la Asamblea Nacional, contempla un monto de C$7.353.2 millones de córdobas (cerca de US$350 millones) para gastos de capital, resultando el Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI), con el mayor monto, C$2.228.4 millones, siguiéndole Educación (C$382.4 millones) y Salud (C$372.9 millones).

Entre las metas de la inversión pública están: la instalación de sistema híbridos eólicos para producción de energía en 42 comunidades del país, la construcción de 3 hospitales primarios en Prinzapolka, Mulukukú y La Dalia, la rehabilitación y mejoramiento de al menos 7 hospitales departamentales y regionales y; la reparación, reemplazo y ampliación de 585 aulas a nivel nacional, entre otros.

En el proyecto de Ley del Presupuesto General de la República, el gobierno plantea canalizar la inversión pública hacia sectores claves de la economía, tales como: energía, educación, salud, agua y saneamiento, infraestructura vial y vivienda.

En infraestructura vial, de acuerdo al proyecto oficial de inversión pública, se le dará atención a la red en 3.955.54 kms, se ampliará la red vial pavimentada en 139.73 kms, se rehabilitarán 935.6 kms de la red vial no pavimentada, de éstos, 762.7 kms. corresponden a mejoramiento de caminos intermunicipales, entre otros.

Disminución real



Pese a lo abultado que pueden verse los posibles desembolsos, Claudia García, analista del Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Publicas (IEEPP), afirmó en un programa matutino de televisión –Primer Plano, de 100% Noticias—que hay un decrecimiento real en el Presupuesto 2010, el cual se ve reflejado en una reducción de casi el 50% en la inversión de infraestructura de salud y de un 30% en la infraestructura de educación, por lo cual se puede esperar muy poco o nada en estas dos áreas, se mantienen las restricciones que hubieron en este 2009.

Además García, analista del IEEPP, señaló que existen casi 150 millones de córdobas (unos US$7 millones) que podrían ser reorientados para el gasto social y que si se aprueba el presupuesto tal y como fue formulado por el Poder Ejecutivo, ese monto se ocuparía de manera poco eficiente.

Endeudamiento interno



En el proyecto presupuestario del 2010 se contemplan desembolsos por préstamos externos, por un monto de US$221.3 millones, la mayoría de ellos a través de recursos atados a proyectos y programas (US$153.8 millones) y el resto, líquidos (US$67.5 millones). El documento oficial prevé donaciones por el orden de los US$160.9 millones. Se desconoce si estos se refieren o no a los recursos externos congelados por parte del Grupo de Apoyo Presupuestario y de la Unión Europea.

Así que para financiar la brecha presupuesaria, el proyecto oficial contempla contempla ejecutar un Plan Anual de Colocaciones 2010, cuyo objetivo es continuar las emisiones de los valores estandarizados y desmaterializados, hasta alcanzar la meta anual de US$129.4 millones a través de emisión de Letras de Tesorería y Bonos de la República de Nicaragua. Eso sí, prevén aumentar los plazos para aliviar la presión presupuestaria por la redención de estos instrumentos.

Al respecto, el mismo documento oficial reconoce que la deuda pública continúa ejerciendo una fuerte presión presupuestaria, ya que en 2010 deberá pagar US$287.5 millones, de los cuales US$210.4 millones corresponden a pagos de deuda interna. Más del 50% corresponden a los vencimientos de los Certificados de Bonos de Indemnización de la Propiedad (CBPI), relacionados a la indemnización de propiedades confiscadas e intervenidas en los años 80.

Simeón Rizo, también analista e investigador del IEEP, las donaciones se han reducido considerablemente para el Presupuesto 2010, hay un excesivo endeudamiento interno en bonos y letras del tesoro y; no se ha restablecido la cooperación del Grupo de Apoyo Presupuestario ni de la Unión Europea. Todo esto ha contribuido a que el gasto real en sectores sensibles como lo son educación y salud se haya contraído.

Para Rizo, es imperativo que se le dé seguimiento a este endeudamiento interno por parte de los diputados, ya que a pesar de que la deuda publica interna no es a corto plazo, los intereses son muy altos y podrían tener resultados perjudiciales en las finanzas públicas.

Rizo también cuestionó que el seguimiento al desempeño por parte de los ministerios e instituciones públicas es muy pobre y deficiente, ya que se hace en base al seguimiento financiero, pero no en base a los resultados alcanzados.


Arriba     Imprimir     Enviar a un amigo     Comentar

Comentarios

Comentar
Nombre: *
Email: *
Comentarios: *
Verificación: *





 

  Blogs | El Observador (ver más)
Ante la cotidiana realidad de ser pobres
Gilda Charlotte Sánchez Padilla
Doble Motivo para Celebrar!!!
Juan Ignacio Martínez
¿Centellas de luz al final del túnel?
Alejandro Martínez Cuenca, PhD



Lo más escrito


Lo más leido Lo más comentado Lo más enviado