24 de Abril 2007 - Managua, Nicaragua

Prueba de texto q aumenta


FotoTania Díaz Rivas

Sector construcción sigue siendo el más golpeado


El Banco Central de Nicaragua (BCN), presentó el informe sobre las Cuentas Nacionales del segundo trimestre 2009, en el cual se destaca que el producto interno bruto trimestral (PIBT) experimentó una variación negativa de -2,1% en promedio anual, como resultado de los efectos de la crisis financiera internacional.

En el enfoque de la producción, el decrecimiento económico se originó en la industria manufacturera (-2,0%), comercio, hoteles y restaurantes (-3,5%), transporte y comunicaciones (-4,7%), construcción (-8,7%) y servicios de intermediación financiera (-5,1%).

En cambio, las actividades que mostraron crecimiento fueron servicios del gobierno general (5,3%), agricultura, ganadería, silvicultura y pesca (0,8%), electricidad, agua y alcantarillado (2,8%) y otros servicios (0,5%), según cifras oficiales.

La demanda interna se contrajo 3,9% y aportó 4,7 puntos porcentuales negativos, estos resultados estuvieron determinados por decrecimientos, tanto de la formación bruta de capital fijo como del componente privado del consumo, con variaciones promedio anual de -24,5% y -1,9%, respectivamente.

El consumo público fue el único componente de la demanda interna que mostró un comportamiento positivo (2,0%), aunque desacelerado con relación al trimestre anterior (5,1%).

Mientras tanto, la demanda externa neta aportó 2,7 puntos porcentuales positivos, ocasionado por la contracción de 9,3% que experimentaron las importaciones de bienes y servicios (-0,2% al trimestre anterior), debido particularmente a menores importaciones de maquinaria y equipo de transporte, productos diversos de origen industrial y servicios de transporte.

Caen exportaciones



Por su parte, las exportaciones de bienes y servicios cayeron 7,2 por ciento (-2,0% al trimestre anterior), explicado por una caída en las exportaciones de bienes (-12,9%), que no pudo compensar el crecimiento de las exportaciones de servicios no factoriales (14,5%).

Por otro lado, las actividades de agricultura, ganadería, silvicultura y pesca aportaron 0,2 puntos porcentuales al crecimiento, a través de un aumento acelerado de 0,8 por ciento (0,1% al trimestre anterior).

Este crecimiento se sustentó en la contribución de las actividades de cultivo de café, pesca, granjas piscícolas, cultivo de granos básicos, silvicultura y extracción de madera.