24 de Abril 2007 - Managua, Nicaragua

Prueba de texto q aumenta


FotoMarcelo Huelva

En un lapso de un año, de agosto 2008 a agosto 2009, la cartera de crédito de dos entidades bancarias (ProCredit y Banex), que saltaron de financieras a bancos, ha sufrido un visible deterioro debido al pésimo clima de negocios que rodea al sector microfinanciero del país, a raíz del surgimiento y fortalecimiento del denominado Movimiento de No Pago.

En el caso del Banco del Éxito (BANEX), que saltó de financiera (FINDESA) a entidad bancaria, los resultados oficiales publicados en la página web de la Superintendencia de Bancos y Otras Entidades Financieras (SIBOIF) son elocuentes. En primer lugar, la Cartera de Créditos Neta se redujo de C$2.730.7 millones a C$2.567.9 millones de córdobas, entre agosto 2008 y agosto 2009. Esa reducción equivale a C$162.8 millones.

En cuanto a Créditos Prorrogados, estos aumentaron de C$145.9 millones a C$246.8 millones, en el período antes señalado. El aumento corresponde a casi C$100 millones.

Asimismo, los Créditos Reestructurados aumentaron de C$5.6 millones a C$181.6 millones, entre agosto 2008 y agosto 2009, lo que equivale a un crecimiento de C$176.0 millones aproximadamente, según las cifras oficiales de la Superintendencia de Bancos.

Por otra parte, los Créditos Vencidos se elevaron asimismo de C$54.3 millones a C$94.7 millones, en igual período y; los Créditos en Cobro Judicial corren con la misma suerte, al pasar de C$28.5 millones a C$49.6 millones.

ProCredit también golpeado


En el caso de ProCredit, según las cifras oficiales de la Superintendencia, la Cartera de Créditos Neta se ha reducido de C$2.770.6 millones a C$2.392.5 millones, entre agosto 2008 y agosto 2009, cifra que representa una disminución de C$378.0 millones, que no han llegado a manos de sectores Pymes.

Los Créditos Prorrogados han aumentado de C$14.3 millones a C$74.6 millones, cifra que representa un crecimiento de C$60.3 millones; asimismo, los Créditos Reestructurados de ProCredit se elevaron de C$21.6 millones a C$122.6 millones, lo que significa un crecimiento de C$101.0 millones.

Igual ocurre con los Créditos Vencidos, que se elevaron de C$32.8 millones a C$80.6 millones, lo que representa un aumento de C$47.8 millones. Asimismo, los Créditos en Cobro Judicial se elevaron de C$20.8 millones a C$26.0 millones.

Movimiento de No Pago insiste en moratoria


El llamado Movimiento de Productores y Comerciantes del Norte, conocidos popularmente como Movimiento de No Pago, surgió oficialmente en marzo del 2008, cuando un grupo de productores y comerciantes del departamento de Nueva Segovia, protestaron contra las ejecuciones judiciales que impulsaron bancos y financieras contra clientes morosos, sospechosos de deshacerse de la prenda.

Desde ese momento, el Movimiento desarrolló acciones violentas de protesta contra los bancos (ProCredit y Banex) y las microfinancieras, que obligaron este año a suspender los desembolsos en algunas zonas del país, donde tiene una fuerte incidencia dicho Movimiento de No Pago.

Además, a través de acciones públicas y de presión política, están promoviendo que la Asamblea Nacional aborde y apruebe en plenario una Ley de Moratoria favorable a esos clientes morosos, ya que reduciría la tasa de interés anual, otorgaría varios años de gracia y extendería por muchos años el plazo para cancelar las deudas.

Para los representantes del sector financiero y microfinanciero, eso equivaldría a un tiro de muerte. En términos similares se han expresado públicamente los líderes de las principales organizaciones y cámaras del sector privado nicaragüense.

Marcelo Otto Huelva